Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

Hola a todos. Dejo debajo la traducción de un articulo del 30/09/2013 de Yabiladi.com de Marruecos sobre Jamal Zougam.

Pensamos que el asunto estaba cerrado después de la condena de de Jamal Zougam ,el marroquí considerado por la justicia española como una de las autores de los atentados perpetrados en Madrid en marzo de 2004.

Sin embargo, el caso ha sido reabierto en España ,porque el fundamento de la condena de los jóvenes se pone en duda . Se ha ordenado una nueva investigación.
La Audiencia Provincial de Madrid ha ordenado una investigación sobre las circunstancias de la condena de Jamal Zougam el Marroquí implicado en los atentados del 11 de marzo 2004 Madrid, informado por el sitio Libertad. El objetivo es comprobar si de hecho, las tarjetas SIM utilizadas para detonar las bombas las proporciono Zougam al grupo terrorista , o si Por el contrario, simplemente se proporcionan en una venta ordinaria .

Como recordatorio , Jamal Zougam es el único que ha sido condenado por el tribunal español por participar materialmente de los atentados de Madrid . Comerciante en la capital española , este hombre acusado de deliberadamente vendido a los terroristas , las tarjetas de llamadas que les permitieron desencadenar bombas.

Condenado a 40 años de prisión en 2007 , Zougam siempre ha mantenido su inocencia en este asunto.

Por otra parte , en 2012 , la persona con quien se asoció en su negocio, Mohamed Bakkali reconoció que fue él quien vendió las famosas tarjetas SIM y no Zougam . Sin embargo, la justicia española no ha tenido en cuenta este testimonio.
.
¿Condenado por motivos falsos ?

El dossier está ahora sobre la mesa como base porque la condena de Jamal Zougam se considera cuestionada . En efecto la justicia española basa los Sims de los teléfonos ia como prueba y en el testimonio de dos rumanos cuya verdad no es unánime. Según
la Sala Cuarta de lo Penal de la Audiencia Provincial , la investigación en curso debe ser capaz de aclarar estos diferentes puntos .

Por su parte, los políticos españoles dicen que quieren solo una cosa , que la verdad se establezca. Esto es lo que sigue la secretaria general del Partido Popular

Abdelaziz El Merabet sigue cumpliendo su condena en Marruecos

En los atentados de Madrid murieron 191 personas en total. El asunto ha creado un gran revuelo en el la sociedad civil internacional. La justicia española estaba dispuesto a castigar a todos los que estaban involucrados de cerca y lejos . El último caso fue el de tratar Abdelaziz El Merabet . Ha sido juzgado por el tribunal Marruecos - como parte de la cooperación marroquí - española - y condenado en marzo 2012 a ocho años

http://www.yabiladi.com/articles/detail ... -pour.html
Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

Debajo dejo un excelente trabajo de uno de los mejores periodistas españoles en temas islamistas , Oscar L. Fonseca. Trata sobre el desequilibrio existente entre las detenciones de yihadistas en España y sus absoluciones .
Me abstengo el comentar otra vez , de lo que se esta convirtiendo en costumbre que es echar por tierra el trabajo de los investigadores y el peligro que conlleva dejar a estos terroristas en libertad.
Al final alguno la “hará” , que parece que es lo que necesitamos en España para reaccionar.

LA AMENAZA DEL TERRORISMO ISLAMISTA

La lucha contra los yihadistas se estrella en los tribunales: 8 de los últimos 10 juzgados, absueltos


Fiscalía y Policía destacan el elevado porcentaje de acusados por terrorismo islamista que no son condenados. El pasado año, de los diez que se sentaron en el banquillo sólo dos fueron encontrados culpables. A veces, lo son sólo por delitos comunes.

Por Oscar Lopez Fonseca de Vozpopuli.com de 7 octubre de 2013

El problema no es nuevo, pero se agrava. De los diez presuntos yihadistas que fueron juzgados el año pasado en la Audiencia Nacional, sólo dos fueron finalmente condenados. Un porcentaje de absoluciones que, literalmente, 'dobla' las habidas en 2011, cuando la Justicia española consideró que había pruebas para mandar a prisión a seis de los diez que se sentaron en el banquillo de los acusados. Del 40% al 80% en sólo un año. Un salto hacia atrás cuantitativo que preocupa tanto a la Fiscalía General del Estado, que en su último informe hecho público hace unas semanas ya destacaba "las enormes dificultades legales" que plantea combatir a las células islamistas, como a los expertos de la lucha antiterrorista, que no dudan en criticar cómo los jueces echan por tierra su trabajo de meses. Y todo ello bajo una situación de "riesgo elevado" de que España sufra un atentado terrorista por la presencia de tropas de nuestro país en Líbano, Somalia, Mali y, hasta hace poco, Afganistán, países en los que los yihadistas combaten, según resaltan los informes policiales.

Hasta ahora, el mayor porcentaje de absoluciones de islamistas se había producido en 2007, el año del juicio del 11-M, cuando el 50% de los juzgados quedaron libres sin cargos. Ahora han sido el 80%


Un repaso a los datos estadísticos de los últimos seis años recogidos en las Memorias de la Fiscalía General del Estado revela que la situación viene de antiguo, aunque nunca se había dado con este porcentaje tan alto. De hecho, de los 152 supuestos yihadistas juzgados en nuestro país en los cinco años anteriores, 65 fueron absueltos. Es decir, un 43%. Un porcentaje mucho más alto, por ejemplo, que el que se registra en los juicios contra miembros de ETA, donde menos de un 20% de los que se sientan en el banquillo consiguen esquivar la condena. En 2007, el año en el que se dictó la sentencia del 11-M y que, por tanto, fue en el que más presuntos terroristas fueron juzgados, el porcentaje de absoluciones fue incluso superior, rozando el 50%: de los 63 que estuvieron aquel año ante un tribunal, 31 quedaron libres sin cargos. Ahora, sin embargo, se ha alcanzado el 80%.

Una de las últimas sentencias en este sentido la dictó la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional en abril de 2012, cuando absolvió a los nueve supuestos integrantes de una célula que había sido detenidos dentro de la Operación Duna. Todos ellos estaban acusados de querer atentar en Ceuta y Melilla con explosivos que pensaban robar en una acuartelamiento de la primera ciudad norteafricana, además de haberse encontrado en su poder abundante material de exaltación de la Yihad. La Fiscalía pedía por todo ello penas que iban desde los 8 a los 13 años de cárcel. Sin embargo, el tribunal consideró que era "insuficiente" para condenarles la posesión de la propaganda islamista ya que, destacaban, "la acción terrorista es algo más que la expresión de ideas radicales, pues la libertad de expresión y difusión de ideas es una característica del sistema democrático que debe amparar incluso a quienes propugnan un cambio". El fallo añadía que, además, no había quedado acreditado que hubieran decidido "pasar a la acción".

"Respuesta penal preventiva"

La Fiscalía ya destacaba en su último informe que "la elevada cifra de absoluciones [es] claramente indicativa de las enormes dificultades legales que se plantean en estos procesos en relación con la probanza de unos delitos singularmente enmarcados en el ámbito de la respuesta penal preventiva frente a las células terroristas". Una posición que los expertos de la lucha antiterrorista consultados comparten en gran parte. "Aún hay jueces que no terminan de entender que este terrorismo es diferente al de ETA. Se empeñan erróneamente en seguir aplicando las premisas judiciales que han servido para combatir éste a la persecución del yihadismo", apunta un veterano agente que recuerda, por ejemplo, que "los etarras suelen reconocer su integración en la banda armada cuando se les detiene; un yihadista nunca lo hace".

Interior se ve obligado a recurrir a condenas por delitos comunes para poder expulsar de España a presuntos yihadistas absueltos por los jueces de los cargos de terrorismo

El alto porcentaje de absoluciones ha obligado al Ministerio del Interior en los últimos meses a buscar curiosos recovecos para, como mal menor a tanta puesta en libertad, poder expulsar de España a alguien catalogado por los servicios antiterroristas como "peligroso" pero que la Justicia no encuentra pruebas suficientes contra él. Ocurrió el pasado mes de junio con 27 de junio con Abdelkader Ayachine, un ciudadano argelino asentado en Burgos al que la Guardia Civil detuvo en 2007 acusado de liderar una supuesta célula salafista que alentaba la violencia islamista desde internet. Entonces se aseguró que él y su lugarteniente mantenían contactos con otras células yihadista europeas, que en su poder se habían incautado numerosos vídeos de claro mensaje salafista y que, incluso, había intercambiado en la red información para la fabricación de explosivos. Un tribunal consideró que las acusaciones no estaban respaldadas por pruebas. La sentencia absolutoria fue un jarro de agua fría tanto para los servicios de la lucha antiterrorista como para la Fiscalía, que pedía diez años de cárcel para Ayachine.

Sin embargo, su absolución no significó su salida de prisión, ya que en 2009 la Audiencia Provincial de Burgos le había condenado a cinco años de cárcel por un delito de corrupción de menores por los 24 archivos pedófilos que la Guardia Civil había encontrado en su equipo informático cuando buscaban vídeos de exaltación de la yihad tras su detención en 2007. El análisis posterior de su ordenador permitió comprobar que también participaba en foros de esta temática y que, incluso, había accedido en más de 200 ocasiones a páginas web de pornografía infantil. Cuando el pasado mes de junio abandonó la cárcel tras cumplir la pena por pedofilia, la Policía le esperaba a la puerta de la prisión para embarcarle en el primer vuelo rumbo a su país natal. Motivo de la expulsión: la condena por pedofilia.

Muchas detenciones, pocos juzgados

Este alto procentaje de absoluciones no es el único dato numérico que apunta a que algo falla en España en la lucha contra el terrorismo internacional. En el primer escalón de ese combate, el de la actuación policial, ya se producen serias discrepancias entre los agentes y los jueces que dirigen sus investigaciones. De hecho, de los 504 presuntos yihadistas detenidos en España desde marzo de 2004 hasta finales de 2012, sólo han sido juzgados 162 hasta ahora. Una tercera parte. Otro porcentaje pequeño aún está pendiente de que se celebre su vista. El 11-M es un buen ejemplo de ello. El mayor atentado registrado en España llevó a la Policía detener a 120 personas por su presunta relación con la masacre, pero sólo 29 se sentaron finalmente en el banquillo de los acusados. De éstas, las condenadas fueron 21.

La reforma del Código Penal de 2010 intentó facilitar la labor probatoria contra las células islamistas, aunque por ahora la estadísticas parecen negar la eficacia de esta modificación legal

El caso más reciente de este tipo de discrepancias entre policías y magistrados se produjo el agosto de 2012, cuando el juez Pablo Ruz estuvo a punto de poner en libertad a un ciudadano turco y dos chechenos detenidos en Cádiz y Ciudad Real a los que el Ministerio del Interior acusó de preparar un atentado contra un centro comercial de Gibraltar. El magistrado consideró que las pruebas aportadas en un primer momento eran insuficientes y dio 48 horas a los responsables de las pesquisas para que le presentaran otras más contundentes. La colaboración de los servicios secretos de otros cuatro países evitó en un primer momento su puesta en libertad. Sin embargo, el pasado marzo los dos ciudadanos de la antigua república soviética fueron finalmente excarcelados por falta de indicios. Interior tuvo que recurrir a que estaban indocumentados para expulsarles de España.

La reforma del Código Penal de 2010 intentó facilitar la labor probatoria contra estas células terroristas al incluir como acto de colaboración terrorista "la captación, el adoctrinamiento, el adiestramiento o la formación de terroristas", así como al penalizar la distribución de mensajes y consignas por internet que favorezcan la difusión de las ideas yihadistas y tipificar expresamente el delito de financiación terrorista. Una modificación que tenía como objeto, precisamente, combatir la principal actividad de los grupos islamistas detectados en España: el proselitismo y la recaudación de dinero para financiar tramas en otros países. La Fiscalía recibió entonces la reforma con esperanza: "Resultaba absolutamente necesaria para dotar de una mayor eficacia a la acción del Estado frente a esta grave amenaza", afirmó en su memoria de aquel año. Por ahora, las estadísticas no acompañan sus expectativas.

http://vozpopuli.com/actualidad/32699-l ... -absueltos
kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: 13 Nov 2006 22:29
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por kilo009 »

Se estarían enviando unos 30-40 combatientes mensuales a Irak y Siria desde España:

-Por el éxito que están teniendo los del ISIL en la ofensiva en Iraq
-Por la alta difusión a nivel informativo
Los Servicios de Información sospechan que la ofensiva lanzada por el grupo Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIS) contra el régimen de Bagdad ha podido reactivar sustancialmente el reclutamiento en España, al igual que en otros países de Europa, de yihadistas para ser enviados a las zonas en conflicto.

Hasta octubre de 2013, la media de muyahidines desplazados desde nuestro país a Siria, Irak o Mali era de unos 30 al mes, incluyendo hombres, mujeres y hasta niños. De acuerdo con los informes en poder de los expertos antiterroristas, a principios de este año la tendencia se ralentizó. Los Servicios de Información lo atribuían a varios motivos: muchos aspirantes a combatientes se habrían desanimado, ya que su idea era desplazarse a Siria para hacer la yihad, pero las luchas fraticidas entre el Estado Islámico de Irak y el Levante con el resto de grupos rebeldes, en especial Jabhat alNusra, les iba a obligar a enfrentarse a otros grupos musulmanes, y no combatir contra el régimen de Bashar al Assad, que es su voluntad. Otro factor determinante habría sido las bajas que se han registrado en Siria de dirigentes que ejercían un papel destacado en las redes de reclutamiento y adiestramiento, lo que mermaría la moral.

Silencios de la comunidad islámica

Pero tras las recientes operaciones contra redes yihadistas llevadas a cabo en España, los investigadores acumulan datos que apuntan a que se ha disparado de nuevo el número de muyahidines que son enviados a aquellas zonas en conflicto. Los medios consutados no ven descabellado que de esos 30 al mes, la media haya ascendido hasta 40, «o más incluso». La trama desmantelada esta pasada semana en Madrid ya había desplazado a Siria, en los días anteriores al desenlace del operativo, hasta nueve yihadistas, y dos de los arrestados estaban a punto de hacerlo.

¿A qué puede obedecer este repunte? Los expertos antiterroristas consideran que una de las claves puede estar en la ofensiva exitosa que ha lanzado contra el régimen de Bagdad el grupo Estado Islámico de Irak y el Levante y la amplia difusión internacional y mediática que está logrando el avance yihadista.

Los expertos advierten del peligro y consideran que, además de las operaciones llevadas a cabo para desmantelar este tipo de redes de reclutamiento y adoctrinamiento, es necesaria una batería de medidas encaminadas a prevenir estos procesos de radicalización. Los medios consultados lamentan, en este sentido, el silencio, salvo contadas excepciones, de los líderes de la comunidad islámica en nuestro país ante hechos tan escandalosos como que determinados individuos, en nombre del Coran, recluten incluso a menores para arrastrarlos hasta una muerte casi segura. Eso sí, tras haber acabado antes con la vida de otros muchos. Incluso algunos han cuestionado operaciones policiales y han criticado lo que denominan «intento de criminalizar el Islam». «En todo caso, quien lo criminalice serán aquellos que, diciendo hablar en su nombre, cometen atentados, además, indiscriminados, o ejecuciones públicas», añaden.

Importancia del reclutamiento

La supervivencia de los grupos yihadista depende findamentalmente de sus redes de reclutamiento. Ello, porque las células enviadas a Siria, Irak o Mali sufren muchas bajas, ya que muchos de los atentados son suicidas y mantienen en el tiempo abiertos enfrentamientos. Después de muchas operaciones contra el terrorismo yihadista, la Policía y la Guardia Civil han podido elaborar un perfil del individuo que se encarga de reclutar: Aparentaban elevada formación religiosa, aunque en muchos casos tenían solo conocimientos básicos, pero los suficientes para embaucar a gente muy vulnerable, que se siente marginada o maltratada por las sociedades occidentales. Liderazgo carismático, clave para que los discípulos estén dispuestos a seguir «hasta la muerte»·. Experiencia en zonas de conflicto. Es un elemento fundamental a la hora de adoctrinar a los aspirantes a muyahidines que ven en el reclutador una referencia, un modelo a seguir.

Así, por ejemplo, el líder de la Brigada Al Andalus, la última red desmantelada hasta ahora en España, Lahcen Ikassrien, adoctrinaba y asesoraba sobre los procedimientos a seguir en las zonas de yihad, dada su experiencia tras su paso por Afganistán. Durante su fase de incursión en esta zona de conflicto, fue detenido y trasladado a la prisión de la base militar de Guantánamo.

De la misma forma, los agentes que combaten el terrorismo yihadista han dibujado también las coordenadas que definen a un individuo recién reclutado en nuestro país, aunque siempre hay algunas variantes. La mayoría de nacionalidad española son, por lo general, conversos. Ello es un elemento añadido de riesgo, ya que adoptan la versión más radical del Islam, quizá por aquello de que parten con desventaja y tienen que acumular méritos. También son especialmente agresivos los de segunda o tercera generación.

De la mezquita, a la web

Hace unos pocos años, los principales caladeros para reclutar yihadistas dispuestos al martirio eran determinadas mezquitas y los abundantes congresos salafistas que se celebraban en España. El salafismo es una de las corrientes más radicales del Islam, que intenta imponer la sharia a cualquier precio, y que está detrás de quienes planearon y ejecutaron la matanza del 11-M en Madrid. Pero en los últimos años estos focos de captación, sin desaparecer, han ido dejando paso a otros medios: Los foros y páginas web que difunden las ideas y prácticas yihadistas más radicales. «Uno puede acudir a una mezquita, un centro de culto durante equis horas a la semana –advierten los expertos policiales–. Pero, en su casa, sin ningún tipo de vigilancia, uno puede estar al día horas y horas enganchado a un foro yihadista. No levanta sospechas. Vive ajeno a la realidad, pero inmerso en los mensajes e imágenes que le acaban atrapando». Es lo que se denomina adoctrinamiento pasivo. El Gobierno quiere que este tipo de conductas sean tipificadas como delito en el caso de que el receptor haya alcanzado un elevado grado de radicalismo. Pero es muy difícil probarlo. ¿Cómo se le va a detener antes de cometer un acto violento, incluso antes de prepararse para ello? Es más, la mayoría de los reclutados que parten desde España rumbo a Siria, con escala en Turquía, lo hacen sin haber cometido todavía ningún delito. ¿Cómo evitar su desplazamiento?
http://www.abc.es/espana/20140623/abci- ... 02210.html
Saber para Vencer

Twitter

Facebook
Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

The Police and the Guardia Civil are investigating 368 cases of Islamic terrorism.

Barcelona and Madrid are at the centre of the investigation.
Thu Jul 10, 2014 - 14:18
Between them both forces are investigating 837 cases on all types of terrorism.

Imagen
Moroccan Abdellatif Aoulad Chiba, detained by the Guardia Civil suspected of terrorist training for Al Qaeda - Photo english.alarabiya.net

The Interior Ministry considers the risk of an Islamic attack in Spain as ‘high’, so the Government has activated a level 2 alert which considers ‘a probable risk of attack’. It comes ten years after the Madrid bombings.

Barcelona, Madrid, Córdoba, Málaga and Ceuta are where most investigations against the Jihadist networks are underway, and Cataluña and Andalucía are where the most homes or shops are under surveillance.

Police are using an enormous database, which references people, companies, means of transport, tapping of telephones, bank accounts, e-mail and web pages. This database is kept open and updated daily, in the case of a sleeping cell has been waiting to attack.

Of the 368 cases, 234 are in operation and 134 are sleeping, and in 291 cases the police know the location of the suspects, 63 of them in Cataluña. They keep a special watch on those attending Salafist meetings.

Meanwhile a Jihadist searched for by Spain has been arrested in Luxemburg. The Belgian, Davide De Angelis, known as Abu Nouh, has supposedly returned from Syria. The police link him to a group which was dismantled in March in Melilla, and led by the Spaniard, Mustafa Maya Amaya. Police say the two men were recruiting people prepared to go to conflict zones.

http://www.typicallyspanish.com/news-sp ... rism.shtml
Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

Arturo Pérez Reverte , define en su web , en 4 párrafos con la claridad que le caracteriza, lo que está ocurriendo en el mundo con el yihadismo.

Es la guerra santa, idiotas

XLSemanal - 01/9/2014

Pinchos morunos y cerveza. A la sombra de la antigua muralla de Melilla, mi interlocutor -treinta años de cómplice amistad- se recuesta en la silla y sonríe, amargo. «No se dan cuenta, esos idiotas -dice-. Es una guerra, y estamos metidos en ella. Es la tercera guerra mundial, y no se dan cuenta». Mi amigo sabe de qué habla, pues desde hace mucho es soldado en esa guerra. Soldado anónimo, sin uniforme. De los que a menudo tuvieron que dormir con una pistola debajo de la almohada. «Es una guerra -insiste metiendo el bigote en la espuma de la cerveza-. Y la estamos perdiendo por nuestra estupidez. Sonriendo al enemigo».

Mientras escucho, pienso en el enemigo. Y no necesito forzar la imaginación, pues durante parte de mi vida habité ese territorio. Costumbres, métodos, manera de ejercer la violencia. Todo me es familiar. Todo se repite, como se repite la Historia desde los tiempos de los turcos, Constantinopla y las Cruzadas. Incluso desde las Termópilas. Como se repitió en aquel Irán, donde los incautos de allí y los imbéciles de aquí aplaudían la caída del Sha y la llegada del libertador Jomeini y sus ayatollás. Como se repitió en el babeo indiscriminado ante las diversas primaveras árabes, que al final -sorpresa para los idiotas profesionales- resultaron ser preludios de muy negros inviernos. Inviernos que son de esperar, por otra parte, cuando las palabras libertad y democracia, conceptos occidentales que nuestra ignorancia nos hace creer exportables en frío, por las buenas, fiadas a la bondad del corazón humano, acaban siendo administradas por curas, imanes, sacerdotes o como queramos llamarlos, fanáticos con turbante o sin él, que tarde o temprano hacen verdad de nuevo, entre sus también fanáticos feligreses, lo que escribió el barón Holbach en el siglo XVIII: «Cuando los hombres creen no temer más que a su dios, no se detienen en general ante nada».

Porque es la Yihad, idiotas. Es la guerra santa. Lo sabe mi amigo en Melilla, lo sé yo en mi pequeña parcela de experiencia personal, lo sabe el que haya estado allí. Lo sabe quien haya leído Historia, o sea capaz de encarar los periódicos y la tele con lucidez. Lo sabe quien busque en Internet los miles de vídeos y fotografías de ejecuciones, de cabezas cortadas, de críos mostrando sonrientes a los degollados por sus padres, de mujeres y niños violados por infieles al Islam, de adúlteras lapidadas -cómo callan en eso las ultrafeministas, tan sensibles para otras chorradas-, de criminales cortando cuellos en vivo mientras gritan «Alá Ajbar» y docenas de espectadores lo graban con sus putos teléfonos móviles. Lo sabe quien lea las pancartas que un niño musulmán -no en Iraq, sino en Australia- exhibe con el texto: «Degollad a quien insulte al Profeta». Lo sabe quien vea la pancarta exhibida por un joven estudiante musulmán -no en Damasco, sino en Londres- donde advierte: «Usaremos vuestra democracia para destruir vuestra democracia».


A Occidente, a Europa, le costó siglos de sufrimiento alcanzar la libertad de la que hoy goza. Poder ser adúltera sin que te lapiden, o blasfemar sin que te quemen o que te cuelguen de una grúa. Ponerte falda corta sin que te llamen puta. Gozamos las ventajas de esa lucha, ganada tras muchos combates contra nuestros propios fanatismos, en la que demasiada gente buena perdió la vida: combates que Occidente libró cuando era joven y aún tenía fe. Pero ahora los jóvenes son otros: el niño de la pancarta, el cortador de cabezas, el fanático dispuesto a llevarse por delante a treinta infieles e ir al Paraíso. En términos históricos, ellos son los nuevos bárbaros. Europa, donde nació la libertad, es vieja, demagoga y cobarde; mientras que el Islam radical es joven, valiente, y tiene hambre, desesperación, y los cojones, ellos y ellas, muy puestos en su sitio. Dar mala imagen en Youtube les importa un rábano: al contrario, es otra arma en su guerra. Trabajan con su dios en una mano y el terror en la otra, para su propia clientela. Para un Islam que podría ser pacífico y liberal, que a menudo lo desea, pero que nunca puede lograrlo del todo, atrapado en sus propias contradicciones socioteológicas. Creer que eso se soluciona negociando o mirando a otra parte, es mucho más que una inmensa gilipollez. Es un suicidio. Vean Internet, insisto, y díganme qué diablos vamos a negociar. Y con quién. Es una guerra, y no hay otra que afrontarla. Asumirla sin complejos. Porque el frente de combate no está sólo allí, al otro lado del televisor, sino también aquí. En el corazón mismo de Roma. Porque -creo que lo escribí hace tiempo, aunque igual no fui yo- es contradictorio, peligroso, y hasta imposible, disfrutar de las ventajas de ser romano y al mismo tiempo aplaudir a los bárbaros.

http://www.perezreverte.com/articulo/pa ... a-idiotas/
Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

Detención del Yihadista retornado Mourad Fares

Nota de prensa del Ministerio de Interior Francés del 11 de septiembre de 2014.


Bernard Cazeneuve, Ministro del Interior, da la bienvenida a la detención ayer por la noche en el aeropuerto de Paris Charles de Gaulle de Mourad Fares, de nacionalidad francesa, a su llegada desde Turquía.

Originario de Thonon-les-Bains, donde nació hace treinta años, Mourad Fares , partió hacia Siria en julio de 2013, es una persona especialmente peligrosa, cerca de los movimientos terroristas yihadistas DAECH ("Estado islámico") antes en Jabhat Al-Nosra , y cuyo papel era decisivo en el reclutamiento de jóvenes franceses en Toulouse y Estrasburgo, y su partida hacia Siria.

Fares, fue detenido por las autoridades turcas el pasado16 de agosto, detenido objeto de una orden de arresto internacional emitida por un magistrado del Tribunal de Primera Instancia de París el 24 de julio por asociación de malhechores en relación con asociación terrorista.

Ha sido puesto a disposición de la Justicia por La Dirección General de Seguridad Interior esta mañana.
Bernard Cazeneuve acoge con satisfacción la excelente cooperación entre las autoridades turcas y francesas que dieron lugar a esta detención. Reafirma el compromiso total del gobierno para luchar contra los radicales violentos, canales de reclutamiento que llevan a jóvenes franceses a partir al extranjero y caer en actividades terroristas. El proyecto de ley que será debatido a partir del lunes 15 de septiembre por la Asamblea Nacional proporcionará nuestro país de instrumentos legislativos más adecuados a la evolución de la amenaza, para reforzar la protección del territorio y su población.

http://mobile.interieur.gouv.fr/Actuali ... urad-Fares
Avatar de Usuario
LoboAzul
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 995
Registrado: 12 Jul 2012 18:40
Ubicación: Corea del norte.

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por LoboAzul »

OPERACIONES CONTRA EL TERRORISMO YIHADISTA EN ESPAÑA.
Imagen
paloalto
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 1421
Registrado: 05 Sep 2009 00:57

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por paloalto »

Faltan las que no se publican, por que no han sido/fueron culminadas con éxito y las que siguen en marcha ahora mismo que suelen ser más numerosas. 8)
Avatar de Usuario
pcaspeq
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 998
Registrado: 20 May 2009 23:50

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por pcaspeq »

paloalto escribió:Faltan las que no se publican, por que no han sido/fueron culminadas con éxito y las que siguen en marcha ahora mismo que suelen ser más numerosas. 8)
Y a las que se hacen sin nosotros oficialmente
paloalto
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 1421
Registrado: 05 Sep 2009 00:57

Re: Terrorismo islamista en España: reclutamiento

Mensaje por paloalto »

Exacto, las que se hacen pero no se pueden decir por aquello de la legalidad, los ordenamientos.... esas cosas que tienen las democracias.....
Responder

Volver a “Operaciones contra-terroristas y actividad en prisiones”