Inteligencia de la República de Chile

Responder
kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: Lun Nov 13, 2006 10:29 pm
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Inteligencia de la República de Chile

Mensaje por kilo009 » Dom Feb 18, 2007 5:27 pm

Agencia Nacional de Inteligencia (ANI)

ANI es la organización de inteligencia de Chile, creada en 2004 para asesorar al Presidente chileno y coordinar a la inteligencia de dicho país. Administrativamente depende del Ministerio del Interior.

La ANI fue creada por la Ley Nº 19.974 de 2004, que establece sus funciones, las normas aplicables y el secreto y reserva con el cual actúa. Su máxima autoridad es el Director, cargo de la exclusiva confianza del presidente.

La agencia, según la normativa vigente a 2006, cuenta con una plantilla aproximada de 125 personas. Es la continuadora legal de la Dirección de Seguridad Pública e Informaciones (llamada popularmente como La Oficina) creada en 1993.

Su labor principal es realizar inteligencia política, ya que dentro del llamado Sistema de Inteligencia del Estado de Chile, cumplen la labor de inteligencia militar las Direcciones de Inteligencia de las Fuerzas Armadas de Chile y la inteligencia policial las Direcciones o Jefaturas de Inteligencia de las Policías (Carabineros e Investigaciones).

El antiguo organismo coordinador (la Dirección de Inteligencia de Defensa del Estado Mayor de la Defensa Nacional) quedó también como organismo colaborador de las instituciones armadas.

El 28 de enero de 2006 fue detonada una bomba en la entrada de las oficinas de la ANI en calle Tenderini de la ciudad de Santiago. El evento que dejó a un funcionario de aseo municipal herido, fue reivindicado por las desconocidas y autodenominadas Fuerzas Autónomas y Destructivas León Czolgosz.

Ley Num. 19.974 sobre el Sistema de Inteligencia del Estado y creación de la Agencia Nacional de Inteligencia:
http://www.anfitrion.cl/actualidad/20ul ... 19974.html

Información en la web de ASR sobre la inteligencia chileana:
http://intelpage.info/exterior/chile.htm

La Agencia Nacional de Inteligencia
30/12/2004 Por Mario Papi Beyer

http://www.asuntospublicos.org

El 2 de octubre de 2004 entró en vigencia la Ley Nº 19.974, que creó la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI).

La puesta en marcha de la ANI es otra de las modernizaciones del Estado chileno, tal vez una de las más importantes. En ese aspecto debe destacarse el interés del gobierno para su concreción y de modo especial, el esfuerzo encabezado tanto por el Ministro del Interior, José Miguel Insulza, como por el último Director de la Dirección de Seguridad Pública e Informaciones (DISPI) y primer director de la ANI, el abogado Gustavo Villalobos.

Tales esfuerzos contaron con el importante respaldo de los partidos de oposición y de algunos parlamentarios que –como en el caso del diputado Jorge Ulloa (UDI)- hicieron un especial aporte. En efecto, la oposición contribuyó al perfeccionamiento del proyecto de ley y concurrió con sus votos en la aprobación definitiva.

Es digno de subrayar, igualmente –ya que, por desgracia, no suele suceder con frecuencia- que el debate se dio con un claro sentido de Estado, mediante una discusión muy abierta y franca -exenta de prejuicios-, y en una materia que suele caracterizarse precisamente por lo contrario.

Unánime Aprobación

La tramitación del proyecto llevó poco menos de tres años y su aprobación concitó prácticamente la unanimidad, tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado. Sin duda, como lo dejó en evidencia el debate parlamentario, influyeron en el progreso del proyecto los atentados del 11 S y, muy posteriormente, el del 11 M, que mostraron con brutal claridad cómo se extendía el fenómeno terrorista “hacia cualquier escenario y con medios no convencionales”.

Por otro lado –y como lo destacara Villalobos-, facilitó la creación de este organismo “el consistente trabajo que se había establecido entre los servicios militares y policiales con la Dirección de Seguridad Pública e Informaciones, antecesora legal de la Agencia. Esta labor, que se materializó en numerosas reuniones técnicas, intercambio de información y discusión de un sinnúmero de temas, permitió establecer las confianzas y espacios necesarios para avanzar en un modelo de inteligencia más integrado y acorde con los tiempos. Estos contactos, lejos de ser meras formalidades, permitieron precisamente construir una comisión técnica que pudo llegar a un consenso sobre los puntos esenciales de esta ley. Este proyecto fue, en su momento, avalado por todos los comandantes en Jefe, por el General Director de Carabineros de Chile y el Director de la Policía de Investigaciones.”

De esta manera, el proyecto contó con un largo trabajo preparatorio. Pero esta actividad previa no sólo se dio en el Poder Ejecutivo, ya que debe agregarse también la tarea que desarrolló la propia Cámara de Diputados con una propuesta que -no obstante haber quedado estancada en 1997- sirvió en su oportunidad para despertar la inquietud sobre el tema en el ámbito legislativo, provocando los primeros estudios parlamentarios al respecto.

Así, la ley que creó la ANI -al ingresar al debate parlamentario- encontró un terreno abonado por una labor anterior que hizo que el organismo, en definitiva, fuera el resultado de un esfuerzo compartido, debidamente madurado y en el que se consideraron las mejores variables posibles para implementar en el Chile de hoy un servicio de esta naturaleza. Servicio que, además, debía contar con el suficiente y necesario respaldo ciudadano.

Previendo los Excesos

Una prueba de ello es que el sistema de inteligencia aprobado contiene las disposiciones adecuadas que compatibilizan el respeto a los derechos individuales y su debida protección con los requerimientos propios del trabajo de inteligencia. Dicho resguardo está garantizado por tres instancias distintas de control que permiten establecer las responsabilidades ante cualquier exceso que pudiera producirse y del que nunca estará exento un organismo creado por el hombre.

En primer lugar está la responsabilidad de mando que rige para todos los servicios que integran el sistema. Junto a ese control de orden interno se establecieron dos tipos de control externo. El primero será ejercido por una Comisión Especial de la Cámara de Diputados que conocerá de la actividad del sistema y ante la cual deberá rendir cuenta el Director de la ANI, en forma periódica.

Pero, además, y en el terreno operativo, se requiere autorización judicial previa para hacer uso de técnicas especiales de investigación. Específicamente, cuando sea necesaria la intercepción de las comunicaciones en cualquiera de sus formas. En tal caso, corresponderá a un ministro de la Corte de Apelaciones otorgar la correspondiente autorización.

La actividad de inteligencia, un trabajo que exige profesionalismo, meticulosidad y perseverancia, suele ser vista -desde una perspectiva muy cinematográfica-, como una tarea excitante, heroica y misteriosa, cuando no francamente tenebrosa o destinada a oscuros y torcidos propósitos. Tal caricatura puede, sin embargo, tener algún viso de realidad.

En el primer caso, por la actividad que desplegaron los agentes de inteligencia durante la llamada guerra fría, cuyo símbolo fue James Bond, el personaje de novela ideado por el británico Ian Fleming. También ayudó a esta imagen la obra literaria de un ex agente del servicio de inteligencia inglés, que utilizó el nombre literario de John Le Carré.

En el segundo caso, por la experiencia negativa dejada en diversos países por algunos mal llamados servicios de inteligencia -que de inteligencia sólo tuvieron el nombre, puesto que fueron verdaderas policías políticas-, y cuyo propósito central fue perseguir a los opositores del régimen al que servían, como ocurrió en la órbita socialista con la tristemente célebre KGB o la Stassi en Alemania Oriental –ambos superaron a los SS nazis-, o en América Latina con los organismos que bajo esa denominación crearon las distintas dictaduras militares.

En el mundo de hoy, todo Estado que se precie de moderno necesita contar con un organismo de inteligencia de alto nivel profesional. No sólo para que coadyuve en el proceso de toma de decisiones -que en las sociedades actuales y en el mundo globalizado se ha hecho cada vez más complejo-, sino también para anticipar los diversos problemas que aquejan a los Estados y que no sólo provienen de amenazas existentes dentro de sus fronteras, sino también del crimen organizado y del terrorismo internacional. Estos últimos plantean un desafío que requiere el concurso de los demás Estados a través de sus organismos especializados, y que ya no son sólo las policías tradicionales.

Una Tarea de Anticipación

La tarea de inteligencia es, fundamentalmente, una labor de prevención y, por cierto, no respecto de cualquier asunto.

Su misión es anticipar amenazas que pueden afectar a la gobernabilidad o a la seguridad del país. Pero incluso tal afirmación requiere de precisiones para acotar y comprender cabalmente el sentido y propósito de la tarea de inteligencia, lo que escapa a las pretensiones de este artículo.

En todo caso, y en un organismo como la ANI, cabe señalar que esa labor dice relación con la llamada “inteligencia de Estado” que supone claridad respecto de los intereses permanentes de la comunidad y de las “políticas de Estado”. Estas últimas son adaptables y dinámicas, y cambian de acuerdo con las prioridades que son determinadas por los niveles de desarrollo y las oportunidades que surgen, pero también evolucionan conforme avanzan los tiempos. Además, las amenazas a que nos referimos no son iguales para todos los países.

En efecto, y a modo de ejemplo, para Estados Unidos y algunos países europeos es clave el comportamiento de los inmigrantes islámicos en su territorio, lo que no es igual, necesariamente, en la mayoría de los países de América Latina. En nuestra región podrá haber otras amenazas, como aquellas que comprometen la unidad del Estado territorial -como ocurre en México o Colombia- o la actividad de otros grupos “asistémicos” que pueden afectar la estabilidad institucional como ha sucedido en Ecuador o Bolivia con algunas ONGs de carácter indigenistas. En este último país, Sánchez de Lozada denunció que su gobierno fue derrocado por lo que llamó el “primer golpe de estado que dan las ONGs”.

El Factor de la Globalización

Los temas que aborda la inteligencia son hoy más complejos por las nuevas dificultades que plantea la globalización. Porque si bien este fenómeno tiene ventajas y abre oportunidades para el desarrollo, implica también una pugna mayor por los mercados y, por lo tanto, obliga a enfrentar un “espionaje” que no solamente abarca los aspectos comerciales e industriales sino también el conocimiento y la investigación -con algún interés económico o estratégico- desarrollados por los países.

La globalización también se convierte en una “amenaza” al facilitar el libre tránsito de mercancías y servicios y la más libre circulación de personas, cuestiones que, por lo demás, le son esenciales.

Enfrentar este desafío, como también el de vivir en un mundo cambiante -pero que, a la vez, requiere estabilidad-, necesita algo más que una policía tradicional y la propia inteligencia que desarrollan las instituciones armadas. Exige servicios de otro nivel, con mayor capacidad de integrar información en función de esas demandas globales y de las nuevas necesidades del Estado.

En consecuencia, como se ha sostenido, un servicio de inteligencia de Estado debe proveer información sobre aquellas situaciones -ambientales y/o políticas- que pueden vulnerar los principios básicos que sostienen las políticas de Estado. Por otro lado, debe tener también un componente “prospectivo”. Esto es, una cierta capacidad para señalar tendencias y escenarios posibles. Ello tiene importancia en cuanto a la perdurabilidad de las políticas de Estado, ya que la “anticipación” es clave para la estabilidad y permanencia de ellas.

La Decisión Final: la Autoridad Política

Agreguemos a este breve recuento, que es esencialmente tarea de la inteligencia sugerir alternativas de solución posible, pero ella no puede -ni tampoco le corresponde- determinar cuál es la opción más adecuada para resolver una determinada situación. Esto no sólo para preservar la objetividad del análisis y la credibilidad del organismo de inteligencia, sino porque ello compete en definitiva a la autoridad política, que decidirá conforme a la información y antecedentes que le sean suministrados, entre otros, por el sistema de inteligencia. Sin embargo, lo anterior no significa que la agencia de inteligencia no dé respuestas precisas frente a requerimientos concretos formulados por el “decisor político”.

La ANI aparece en el mismo momento en que se analiza a nivel mundial -tanto en las sociedades como en los parlamentos- la necesidad de la existencia de estos servicios. Se discute tanto la conveniencia de contar con ellos como la necesidad de modernizar los ya creados. Y también se debate sobre cómo perfeccionar los sistemas de control -de los que la mayoría carecía-, y que son imprescindibles para evitar que se abuse del poder que la información otorga.

La ley que creó la ANI no pretende ser un modelo para nadie -si es que es posible hablar de modelos en esta materia-, sino tan sólo responder a las precisas necesidades del país en este ámbito. Sin perjuicio de que como toda ley -una vez en aplicación-, pueda presentar la necesidad de su perfeccionamiento, el texto legal aprobado no elude ninguno de los problemas que integran el actual debate existente sobre estos servicios y los resuelve de una manera moderna y ágil.

Queda ahora ver sus frutos -posiblemente no a la brevedad que uno desearía por la naturaleza misma de la actividad. Sin embargo, deberíamos ya poder mirar el futuro, como país, con algo más de tranquilidad y esperanza.

Mario Papi Beyer: abogado, ex senador y ex Director de Seguridad Pública e Información
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

antirojo
Aspirante
Aspirante
Mensajes: 42
Registrado: Vie Sep 28, 2007 7:11 pm
Ubicación: santiago, chile
Contactar:

Mensaje por antirojo » Lun Abr 28, 2008 5:11 pm

es totalmente diferentes a los primitivos de la dina por suerte, en todo caso fallaron cuando fujimori llego al pais ellos no lo sabian hasta que piso suelo chileno, espero que para otra oportunidad esten mas atentos.
bourne es dios

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: Lun Nov 13, 2006 10:29 pm
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Mensaje por kilo009 » Mar May 27, 2008 10:37 pm

Hoy, el juez Montiglio ha ordenado la detención de 98 ex miembros de la DINA (incluida la cúpula). Serán procesados por:

-Secuestro y asesinato de 42 prisioneros político (Operación Colombo)

En
tre los procesados figuran los generales Manuel Contreras, ex jefe de la DINA; Raúl Iturriaga, ex jefe del departamento exterior del organismo; César Manríquez y Pedro Espinoza (ambos antiguos números dos del aparato represivo) y varios ex jefes operativos implicados en las torturas, como los generales Miguel Krassnoff, Marcelo Moren y Fernando Laureani, todos ellos en situación de retiro y encarcelados por otros delitos en el Penal Cordillera y en la prisión de Punta Peuco, en Santiago.


http://www.elpais.com/articulo/internac ... int_11/Tes
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: Lun Nov 13, 2006 10:29 pm
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Mensaje por kilo009 » Dom Sep 07, 2008 2:28 pm

Se ha condenado a el ex-jefe de la DINA y a otros cinco ex-agentes a por el secuestro de José Orellana en 1974:

-General jubilado ex-jefe de la DINA, Manuel contreras, a 15 años de cárcel.

A estas personas les ha caído 5 años y un día:

-Nelson Valdés Cornejo
-David Mirando Monardes
-Raúl Quintana Salazar
-Klaudio Kosiel Hornig
-Vittorio Orvieto Teplisky.
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

felixito87
Mensajes: 1
Registrado: Mié Abr 22, 2009 8:14 pm

Servicio de Inteligencia de Chile (ANI)

Mensaje por felixito87 » Mié Abr 22, 2009 8:23 pm

Me gustaria poder pertenecer al servicio de inteligencia chileno, si alguien sabe como puedo ingresar o postular de alguna forma, por favor escribir...

weoncito

Re: Servicio de Inteligencia de Chile (ANI)

Mensaje por weoncito » Sab Mar 27, 2010 7:08 pm

¿Qué tal, Felixito? A lo mejor todavia lees este foro, si es asi, ¿qué te salio con ANI chilena?

cruzado
Mensajes: 1
Registrado: Lun Jun 14, 2010 11:58 pm

Re: Servicio de Inteligencia de Chile (ANI)

Mensaje por cruzado » Vie Jun 18, 2010 1:36 am

felixito87 escribió:Me gustaria poder pertenecer al servicio de inteligencia chileno, si alguien sabe como puedo ingresar o postular de alguna forma, por favor escribir...

k coincidencia wueoncito, 27 Marzo ( gran terremoto en Chile).
nada de ´´felixito`` ?????
o tal vez ingreso y quedo imposibilitado. quien save
saludos

Editado por el Moderador

Es norma de este Foro usar bien nuestro idioma en cuanto a faltas de ortografía se refiere y limitar el uso del lenguaje tipo sms.

Un saludo.
La Moderación.

davidesteban51
Mensajes: 2
Registrado: Vie Mar 04, 2011 7:35 pm

Re: Inteligencia de la República de Chile

Mensaje por davidesteban51 » Vie Mar 04, 2011 7:44 pm

Como puedo pertenecer a la agencia nacional de inteligencia?

meteo
Mensajes: 2
Registrado: Dom Jun 06, 2010 6:31 pm

agencia nacional de inteligencia

Mensaje por meteo » Mar May 31, 2011 7:06 pm

hola quisiera saber como colaborar con la ANI de chile si alguien sabe como postular o hacerse miembro soy ex uniformado

Responder

Volver a “Servicios Neutrales”